Visitamos este jardín que descubrimos a través de un blog, en el cual sus propietarios pasan muchas horas (como no podía ser de otra manera). Tiene dos zonas diferentes: Una alejada de la casa, umbría, muy arbolada, con plantas de sombra. En la parte cercana a la casa, un césped muy cuidado con unos buenos parterres tipo “mixed border”, setos que compartimentan el jardín y le dan estructura, un jardín-huerto de plantas aromáticas y culinarias con setos de boj, y un refugio de jardín tipo caravana donde se dedican a labores de artesanía. El jardín tiene muchos rincones que ellos reflejan fielmente en el blog. Mereció la pena la visita. Esta pareja tiene mucho mérito!

Leave a Reply

dieciocho + doce =